joan-lainez

Mañana celebramos nuestro tercer aniversario. Tres años desde que nos juntamos y dimos la primera nota en un ensayo que muchos de nosotros no olvidaremos nunca.

Pero antes de ese primer ensayo pasaron muchas cosas. Reuniones, planes, consultas… Hoy os presentamos al sexto “Padre Fundador”, aquel grupo que gesto la idea y al día de hoy sigue dando guerra en el coro. Barítono/tenor (depende del día), ha conseguido que 40 hombretones estén pendientes de cada uno de sus gestos y expresiones faciales, hasta el punto de hacerlos callar con un solo gesto (no siempre a todos a la vez, pero lo consigue).
Os presentamos a Joan Laínez, director del MGMC, y sus diez respuestas para diez preguntas cumpleañeras:

  1. ¿Cuál fue el motivo o motivos que te “empujaron” a ser uno de los fundadores del Mallorca Gay Men’s Chorus?
    Había y hay todavía una necesidad de dar una visión positiva del colectivo LGTBI y, entre el grupo de integrantes que montamos el coro, vimos que era una manera muy buena hacerlo a través de la música. Al ir viendo los vídeos de otros “gay men’s chorus”, nos encantaba tanto el espectáculo que hacían como la manera de acercarse a la gente: es una manera de cantar al público y decir “somos tal como somos y estamos muy contentos de ser así”. Musicalmente, la posibilidad de crear un coro masculino en Mallorca hacía todavía más interesante el emprender esta andadura y el repertorio que queríamos hacer hacía que todo fueran ganas de empezar.
    Todo esto duró un año. Un año entero planeando reuniones donde se discutía, y mucho, las obras a cantar, cómo hacerlo, donde, y de qué manera.
  2. ¿Se han cumplido tus expectativas?
    Se han superado, cómo han dicho otros compañeros. Nadie se hubiera imaginado en solo tres años hacer todo lo que se ha logrado hacer: más de 50 conciertos; cerca de 15.000 personas que han venido a ver nuestros shows y actuaciones; recibir el premio “Siurell Rosa” por parte de Ben Amics, reconociendo nuestra labor de visualización positiva del colectivo; ir a Madrid para grabar con la Terremoto de Alcorcón en el programa de “Alaska y Coronas”; cantar con grandes como Carlos Gramaje, Michele McCain, Bilonda, Toni Valles, Rafel Fiol o Silvia Fluixà; realizar en España el primer festival de coros gais, contando con la presencia de coros de Barcelona, Londres o París; el regalo de nuestro concierto en Londres… Creo que sí, que se han cumplido ampliamente nuestras expectativas.
  3. ¿Cuál crees que ha sido el momento más feliz para el coro en estos tres años?
    Creo que el momento más feliz son estos 3 años, enteros. Tener el reconocimiento por parte de la sociedad mallorquina a la labor que estamos haciendo, tanto musical como social; ver cómo nos quieren, nos siguen y nos vienen a ver; recibir peticiones de asociaciones que nos solicitan ayuda para colaborar en sus actos benéficos y tratar de atraer más público; que las instituciones públicas nos pidan que cantemos en actos oficiales… Todo esto hace que te sientas querido y apoyado, y hace que el montón de días y horas que dedicas al estudio y a los ensayos sea mucho más motivador.
  4. ¿Y para ti, en concreto?
    No lo podré olvidar: el primer concierto, la primera canción. Ver la cara de todos los integrantes del coro, todavía con la cortina bajada y pensar: “chicos, esto ya está en marcha”. Ese momento de arrancar la canción “Bridge Over Troubled Water” será mi momento, porque fue el resultado de mucho trabajo y esfuerzo por parte de muchos. Recuerdo perfectamente cómo se me erizó la piel, se me empañaron los ojos al dar esa primera entrada de la primera canción del primer concierto. Recuerdo que la di contando ¡¡¡1, 2 ,3, 4!!!
    Nervios, muchos. Pero felicidad absoluta. Mira, se me han puesto la piel de gallina solo de recordarlo.
  5. No te lo podías creer cuando…
    Estábamos ensayando en RTVE por la mañana, cuando fuimos a grabar el programa de “Alaska y Coronas” con la Terremoto de Alcorcón. Cantábamos la canción “Cómo pudiste hacerme esto a mí” y, en ese momento ¡entra por la puerta Alaska! Se sienta, nos empieza a escuchar, saca su teléfono ¡y nos empieza a hacer fotos y vídeos! ¡Era SU canción y a ella le encantaba! Se me quedó una cara de bobo que no te imaginas…
  6. Mira hacia atrás: ¿cambiarías algo de estos tres años?
    Desearía que no hubiéramos tenido tantos problemas con ciertas instituciones y asociaciones, que nos han maltratado e insultado haciendo demagogia y política barata, mintiendo sobre nosotros y que incluso nos han llegado a discriminar prohibiendo actuaciones nuestras en lugares tanto públicos como privados, así como ataques directos personales por parte de ellos. Ojala no hubiéramos tenido que cantar en ruso para hacer ver los problemas del colectivo en ese país, o llamar la atención sobre los atentados a los derechos humanos por el simple hecho de querer a alguien del mismo sexo, o recordar que en el mundo hay 72 países que te pueden condenar incluso a muerte simplemente por este hecho. Que no hubiese SIDA y así no tener que recordar a las víctimas de esta enfermedad. Ojalá que no fuera necesario este coro porque al fin estuviéramos COMPLETAMENTE incluidos en esta sociedad.
  7. Ahora mira hacia adelante: ¿qué ves en los próximos tres años?
    Mucho trabajo. Cada vez nosotros mismos nos exigimos más, queremos hacerlo todavía mejor, mejorar la técnica vocal, mejorar la afinación y colocación de la voz, mejorar y hacer repertorios todavía más difíciles y así poder llegar a alcanzar las expectativas que sentimos el público se hace con nosotros. No es nada fácil, pero con la ayuda de nuestros profesores de técnica vocal, los músicos que nos acompañan, técnicos de sonido y luz y, como no, el trabajo de todos y cada uno de nosotros, seguro que seguiremos creciendo.
  8. Convénceme para que sea parte del coro.
    Ven a ver uno de nuestros espectáculos. Si te contagiamos la alegría, las ganas y la fuerza que expresamos en nuestros conciertos y si te has tenido que poner en pie para bailar y cantar con nosotros… eres de nuestro coro.
  9. Ahora, convénceme para que os vaya a ver a vuestros conciertos.
    ¿Sabes? Cuando terminamos un concierto siempre vienen 3 o 4 personas del público que me dicen: “No es lo que me esperaba” o “Me voy muy contento y lleno de energía positiva”. Creo que son la mejor manera de convencerte de que lo que veras y escucharás seguro que te emociona.
  10. ¿Quieres añadir algo más?
    Estos 3 años no hubieran sido posible sin el trabajo de muchas personas: toda  la junta en sus múltiples acciones, funciones, enfados e infinitas reuniones; miembros del coro que han hecho los diseños de carteles, vídeos, vestuario y atrezzo; profesores de técnica vocal, teatral y puesta en escena; los  músicos que nos acompañan, en especial nuestro pianista Noel Quintana, que ya es pilar importantísimo de nuestra formación; los técnicos de luces y sonido; nuestro representante; la compañía de teatro Embruixart, que nos acompaña desde el primer día; nuestras Joanas, Peralta y Gayà; mi queridísima Bilonda…  Pero, sobre todo,  el gran trabajo de estudio, responsabilidad e implicación, tanto emocional como profesional, de cada uno de los cantantes del coro. Ellos hacen que este engranaje se mueva y siga adelante y, sin todos ellos, esto hubiera quedado en un sueño, una ilusión.
    Pero ya ves, ¿quién dice que los sueños no se hacen realidad?

Y mañana será el gran día. Esperamos verte por aquí para celebrarlo juntos 😉