Juan Calafell "Llaços"

Hoy hemos amanecido un poco más grises, un poco más apagados…
Hoy, las lágrimas enturbian la pantalla del ordenador y caen sobre mi teclado. Y sé que pasará lo mismo en otros muchos ordenadores, en otros muchos corazones…

Hay personas que, sin tener que hacer nada más que ser ellas mismas, se meten, sin darte apenas cuenta, en tu vida. Personas que siempre están a tu lado en los momentos importantes. Personas que aportan su sonrisa, su trabajo, su arte, su presencia… Y que nunca piden a cambio nada más que poder formar parte de esos momentos importantes y poder hacerlos un poco (o un mucho) suyos.

Nosotros tenemos la gran suerte de que una de estas personas se metió en nuestra vida. Acompañándonos desde el principio de nuestra andadura y siguiendo cada paso de nuestro recorrido. Compartiendo risas. Compartiendo charlas. Y compartiendo su mágico dominio de esa cámara de fotos que siempre le acompañaba, inmortalizando sonrisas, gestos, pasos… Consiguiendo siempre capturar esas miradas cómplices sobre el escenario. O atrapar, entre bambalinas, esas risas, siempre un poco nerviosas, que se nos escapan antes de que se levante el telón.

Hoy, una vez más, queremos darte las gracias por permitirnos ser una pequeña parte de tu vida. Gracias por querer ser una gran parte de la nuestra. Gracias por todas y cada una de esas maravillosas imágenes, en las que siempre supiste captar el momento, la expresión, la complicidad…
Ahora, nosotros, como tantos otros afortunados que tuvimos la gran suerte de conocerte, llevaremos tu imagen, tu risa y tu amistad en nuestro corazón. Y te seguiremos buscando durante los conciertos y ensayos. Y miraremos de reojo a ver si te encontramos (como siempre, escondido entre las sombras), esperando tener la suerte de que, con tu arte y tu corazón, nos hagas a nosotros un poco inmortales.

Acompañamos a tu familia, desde lo más profundo de nuestro corazón, en un momento tan doloroso y oscuro, y le damos nuestro más sentido y sincero pésame.
Y deseamos que, estés donde estés ahora, encuentres lo mejor. Porque fue lo mejor de ti lo que compartiste con nosotros.

En memoria de nuestro admirado y muy querido Juan Calafell “Llaços”.